El valor de la palabra: La Paciencia

La paciencia es la fuerza que tu mente emplea para decirle al resto de tu cuerpo que todo llegará...". Por Sandra Auteri, especial para diariodecultura.com.ar.

paciencia-e1537374735343
Qué-es-la-paciencia

Con origen en el vocablo latino patientia es la virtud de valorar y comprender el factor correcto del tiempo y su capacidad de actuar de un modo preciso sobre las personas y las situaciones. Surge a través de una observación desapasionada de los acontecimientos y está íntimamente relacionada con el respeto.

La persona paciente es la que puede ver todo lo que sucede en su totalidad, puede ver que las cosas cambian, se mueven y fluyen.

Debemos tener presente que en la vida existen cantidad de elementos que intervienen en nuestras obras y que muchos son imponderables y están fuera de nuestro control.

Resultado de imagen para la paciencia

Todo tiene su momento. La paciencia no es sólo saber esperar, que lo es, sino también es saber esperar conscientemente y con conocimiento, con madurez, entendimiento, calma y un ánimo sereno.

En la religión cristiana, la paciencia es una de las virtudes más valiosas de la vida.

Las personas creyentes saben que “el tiempo del hombre no es el de Dios” y con esa declaración en sus vidas aceptan las dificultades que se presentan y actúan en consecuencia.

Resultado de imagen para la paciencia

Aristóteles en sus Éticas  menciona a la paciecia como:

“el equilibrio entre emociones extremas”

La paciencia es un rasgo de personalidad madura. Es la virtud de quienes saben sufrir y tolerar las contrariedades y adversidades con fortaleza y sin lamentarse.

La paciencia conserva una relación estrecha con la calma y con la paz.

Resultado de imagen para la paciencia

El mundo necesita que desarrollemos esta virtud. Que entendamos que cada cosa ocupa el lugar y el tiempo que debe ocupar y que si nos toca estar ahí debemos desafiarnos y descubrir para que estamos participando de ese evento.  Qué debemos aprender? Cuánto de nosotros habrá que dejar en esa tarea? Qué estamos llamados a aprender de esa situación, porque en todo lo que intervenimos, aprendemos. Y aprender requiere tiempo.

No permitas que el tiempo te impaciente y te corra.  Para que tu alma crezca él también deberá ejercitar la paciencia.
_____________________________________________________________________

Sandra Auteri – Locutora Nacional MN 10.523
Difundir valores a través de palabras cotidianas es un desafío que les propongo transitar.
La consigna es que en cada encuentro, teniendo como guía la palabra elegida, podamos celebrar nuestras fortalezas y superar nuestras limitaciones.
www.sandraauteri.com.ar