Google ya prepara una consola de videojuegos con servicio de streaming

Se trata de una plataforma en el estilo de la Playstation Now cuyo nombre en principio sería Yeti y se podrá utilizar también a través de su dispositivo Chromecast

cc120218j019f04.jpg_258117318

Google se encuentra trabajando en la seria posibilidad de lanzar una consola de videojuegos que contaría con un servicio de streaming similar a PlayStation Now. Así lo reveló el sitio The Information, considerado uno de los más confiables en términos de tecnología, que indicó que el gigante de internet está trabajando en una plataforma que podría disfrutarse con un Chromecast o en la mencionada consola que incluirá un control remoto.

 

El nombre clave de este proyecto es Yeti y estaría liderado por Mario Queiroz y Majd Bakar, ejecutivos del area de Google Hardware. Tal vez lo más interesante de esta noticia es que Google contrató hace no mucho a Phil Harrison, quien trabajó por muchos años con Sony, Microsoft y como asesor de Gaikai, el servicio de juego por streaming que fue adquirido por Sony y que es la base de PlayStation Now.

El reporte menciona que Google ha trabajado por un buen tiempo en varios prototipos de este dispositivo, incluyendo su compatibilidad con Chromecast. Y es en este artefacto donde la compañía ha apostado con anterioridad. En 2014 se reveló el soporte de juegos para Chromecast, un gadget accesible para muchos que convierte un televisor convencional en un Smart TV.

Del servicio por streaming no se dice mucho, solo se sabe que será a través de la “nube”. Esta idea ha circulado por años y se han visto aplicaciones como OnLive o el mismo PlayStation Now. El principal problema es la latencia, que a final de cuentas define si la experiencia de juego será fluida o no.

En este sentido se informó también que Google está en conversaciones con desarrolladores, pero se desconoce si lo hace con estudios AAA (una clasificación informal utilizada para los juegos producidos por un distribuidora importante), o con emprendedores de juegos para Android. De todas formas, la idea de una consola para Android ese sistema operativo no termina de convencer debido a un antecedente llamado Ouya, la cual fue financiada por donadores a través de Kickstarter, que llegó a recaudar $8,5 millones de dólares, pero finalmente resultó un fracaso comercial.

Microsoft ya convirtió su servicio Xbox Game Pass en una suerte del Netflix/HBO de los videojuegos ofertando por unos u$s 10 al mes todos sus juegos originales desde el primer día del lanzamiento.

Otras firmas, como el grupo Turner con Gloud (que ya se encuentra funcionando en la Argentina también por alrededor de u$s 10) han puesto en marcha servicios similares pero en este caso no son juegos de estreno y no son juegos de todas las compañías.

Fuente: El Cronista