El “arte de vivir” francés inspira una muestra de diseño en el Museo Nacional de Arte Decorativo

2783655w1000

Una bicicleta eléctrica todoterreno, diseñada por Philippe Starck, con una cubierta de piel sintética que protege la batería de temperaturas extremas. Un sillón con ruedas que evoca los carros romanos, firmado por Jean Paul Gaultier para Roche Bobois. O un purificador de aire que apela al sistema de filtración de las plantas para eliminar gases tóxicos, creado en colaboración con la Universidad de Harvard en base a estudios de la NASA, presente en las colecciones permanentes del MoMA de Nueva York y del Museo de Artes Decorativas de París.

Adelanto de la muestra de diseño francés

Estas piezas se cuentan entre los cuarenta objetos de diseño contemporáneo seleccionados por otras tantas personalidades convocadas para celebrar las cuatro décadas del apoyo del gobierno francés al diseño. Así nació la muestra itinerante No Taste For Bad Taste (Sin gusto para el mal gusto), que abrirá mañana al público en elMuseo Nacional de Arte Decorativo (MNAD), integrará la semana próxima el amplio programa de de la Semana del Diseño, y el 10 de noviembre será parte del circuito de la Noche de los Museos.

El montaje de la muestra No Taste For Bad Taste, inspirado en diez valores del diseño francés, fue creado por Jean-Charles de Castelbajac Fuente: LA NACION Crédito: Santiago Filipuzzi. 

El recorrido de la exposición, organizada por la asociación VIA (Valorización de la Innovación en el Diseño de Muebles), con sede en París, y el Instituto francés, comenzó el año pasado en Milán y continuó por Venecia, Montreal, Miami, Los Ángeles y Nueva York. A mediados de diciembre seguirá camino a Singapur y continuará recorriendo otros países de Asia hasta 2020.

La bicicleta eléctrica diseñada por Philippe Starck se exhibe junto a otras piezas que representan la “innovación sustentable”, como un banco con colchón y un purificador de aire Fuente: LA NACION Crédito: Santiago Filipuzzi

“¿Cuál es la esencia del diseño francés?”, fue la pregunta planteada a unthink tank de 40 figuras internacionales reconocidas en el mundo de la moda, el diseño y las artes. La respuesta identificó diez valores: el art de vivre (arte de vivir), el savoir-faire (saber hacer las cosas), el desenfado, la elegancia con un toque de lujo, la audacia, la apertura cultural, la tradición, el equilibrio, la creatividad e industria y la innovación sustentable.

Bicicleta eléctrica todoterreno, diseñada por Philippe Starck. Tiene una cubierta de piel sintética que protege la batería de temperaturas extremas Fuente: LA NACION Crédito: Santiago Filipuzzi

“Nos parecemos a la Argentina en ese sentido, porque tenemos las mismas raíces -dijo a LA NACION Jean-Paul Bath, director general de VIA-. La gente está muy interesada en la cultura como parte de la vida cotidiana: el diseño, la moda, las artes decorativas, la gastronomía, la música… las cosas bellas que te abren la mente.”

Una cómoda Louis XV, intervenida con rombos por Moissonnier Fuente: LA NACION Crédito: Santiago Filipuzzi

Ese mismo grupo de expertos -entre ellos, el reconocido filósofo Gilles Lipovetsky- seleccionó cuarenta piezas representativas de los diez valores mencionados, que inspiraron a su vez el montaje diseñado para esta exposición por Jean-Charles de Castelbajac.

Así, por ejemplo, un taburete que incluye un colchón para dormir la siesta y un cartel de “no molestar” fue incluido en la lista de “innovación sustentable” junto con el purificador de aire y la bicicleta de Starck. La de “creatividad e industria” abarca lámparas con forma de saleros o hueveras, y la de “equilibrio”, un sillón diseñado por el célebre arquitecto Jean Nouvel.

Detalle de una cómoda Louis XV, intervenida con rombos por Moissonnier Fuente: LA NACION Crédito: Santiago Filipuzzi

Fue otro arquitecto francés, René Sergent, quien diseñó hace un siglo elpalacio que hoy aloja esta muestra. Y los más importantes decoradores y diseñadores europeos de la Belle Époque crearon las salas y espacios del aristocrático edificio que alojó a la familia compuesta por el diplomático chileno Matías Errázuriz y su esposa, la argentina Josefina de Alvear.

Lámpara de mesa, realizada con vidrio soplado, con forma de luna Fuente: LA NACION Crédito: Santiago Filipuzzi

Desde 1937 se convirtió en sede del MNAD, museo que actualizó su perfil el año pasado cuando asumió su dirección el arquitecto Martín Marcos. “Es vocación del MNAD establecer, aquí y ahora, un diálogo reflexivo entre las artes aplicadas y el diseño contemporáneo, el pasado y el futuro, lo clásico y lo moderno, desde distintas culturas y miradas”, sostiene Marcos, quien considera la muestra actual como “un homenaje a la libertad, la elegancia y la buena vida”.

Proyecto Tribu, del fotógrafo John Thackwray para Gautier Fuente: LA NACION Crédito: Santiago Filipuzzi

Ese diálogo entre distintas épocas se hace evidente en esta exposición importada de Francia, donde objetos diseñados en la última década se exhiben junto a óleos del siglo XIX en el antiguo salón comedor, de estética barroca, y en lo que fue el salón de baile, de estilo rococó. Ese marcado contraste también fue un rasgo distintivo de la exposición anterior, llegada desde Alemania para celebrar el centenario de la fundación de la Bauhaus.

Lámpara con pantalla de papel tejido, diseñada por Ionna Vautrin para Super-etteFuente: LA NACION Crédito: Santiago Filipuzzi

El cruce de miradas se profundizará el 10 de octubre, a las 17, cuando diseñadores franceses y argentinos participen en el MNAD de una charla entre moderada por Julio Oropel, presidente de DArA. Y a partir del viernes 12 de octubre, cuando el museo presente otra muestra de piezas diseñadas por el colectivo argentino Bondi, liderado por los jóvenes diseñadores industriales Iván Lopez Prystajko y Eugenio Gómez Llambi.

El sector inspirado en el “equilibrio” incluye un sillón diseñado por el arquitecto Jean Nouvel (derecha) Fuente: LA NACION Crédito: Santiago Filipuzzi

Curada por Edgardo Giménez, “La vida es dura, pero no tanto” reunirá en el MNAD la producción de este equipo dedicado a la creación de mobiliario urbano, que incluye decenas de bancos de hormigóninstalados por el Gobierno de la Ciudad en las principales avenidas porteñas.

Parlante inalámbrico diseñado por Emmanuel Nardin para Devialet Fuente: LA NACION Crédito: Santiago Filipuzzi

Semana del Diseño

Del 8 al 14 de octubre, el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires presenta la tercera edición de la Semana del Diseño. Abarca un centenar de actividades en más de cuarenta espacios e instituciones, relacionadas con la arquitectura y el diseño de indumentaria, textil, industrial, audiovisual, gráfico, multimedia, interactivo, de paisaje y de interior, entre otros. En esta oportunidad, el eje estará puesto en entender el diseño como fuente de innovación, sustentabilidad e inclusión.

Entre los imperdibles se cuentan el X° Festival Internacional de Diseño, del 10 al 12 de octubre en el Centro Metropolitano de Diseño, y la XIIº Conferencia CMD, a cargo de un destacado panel con participación internacional. La agenda completa de actividades está online en buenosaires.gob.ar/semanadeldiseno.

El sillón Ben Hur, con ruedas, evoca los carros romanos. Integra la colección de muebles Jean Paul Gaultier para Roche Bobois

Creado por Mathieu Lehanneur en colaboración con la Universidad de Harvard y basado en estudios de la NASA, este purificador de aire utiliza el sistema de filtración activa de las plantas para eliminar gases tóxicos

Lámparas con forma de hueveras se cuentan entre los cuarenta objetos de diseño contemporáneo seleccionados por otros tantos expertos

Fuente: Clarin,  Celina Chatruc