Apareció un video inédito de Luis Alberto Spinetta, Gustavo Cerati y Fito Páez cantando “Seguir viviendo sin tu amor”

MIRÁ EL VIDEO. Sábado 18 de julio de 1992. Avenida 9 de julio, Buenos Aires, Argentina. El concierto "Rock de Corazones Solidarios" estaba llegando a su fin y Luis Alberto Spinetta se preparaba para cantar su exitoso tema "Seguir viviendo sin tu amor".

cera

En las últimas horas salieron a la luz imágenes del concierto “Rock de Corazones Solidarios” de 1992. Los artistas compartieron el escenario ante más de 100 mil personas

Las más de 100 mil personas que habían llegado hasta la emblemática avenida porteña habían disfrutado de un show magnífico pero quedaba la frutilla del postre. El propio Spinetta le tenía que dar la bienvenida al escenario a tres amigos, como él mismo dijo esa noche: Gustavo Cerati, Fito Páez y Zeta Bosio. Momento inolvidable.

 Luis Alberto Spinetta, Gustavo Cerati, Fito Páez y Zeta Bosio arriba del escenario
Luis Alberto Spinetta, Gustavo Cerati, Fito Páez y Zeta Bosio arriba del escenario

Fue el cierre del “ExpreSida“, la primera Exposición Internacional de Campañas de Prevención del SIDA, organizada por la Fundación Urbe. Las imágenes, publicadas por el usuario FlacoStereo, se viralizaron rápidamente y ya tienen más de 87 mil reproducciones en YouTube y cientos de comentarios.

En el comienzo del video -de casi 8 minutos de duración- Spinetta le recalcó a la gente la importancia de cuidarse para prevenir el SIDA: “¿Saben que me pongo ruleros en la zona genital por los años que hace que me estoy bancando estas cuestiones?”.

 Gustavo Cerati

Gustavo Cerati

Y siguió: “Yo les digo de corazón, con toda mi experiencia, cuídense. Ámense profundamente pero con el cuidado de estas reglas, quizás malditas. Pero reglas al fin que hay que respetar para salvar a nuestros hijos y a nosotros mismos del pavoroso drama del SIDA”.

Además de Spinetta, Cerati, Páez y Bosio, estuvieron arriba del escenario Claudio Cardone, Jota Morelli, Javier Malosetti, Juan Carlos “Mono” Fontana y Guillermo Arrom. Y hoy, casi 27 años después, todos volvemos a revivir ese momento único.

Fuente: Infobae