Tras los pasos de Darwin, entre la playa y el bosque de Pehuen Co

Además del atractivo del mar, las dunas y una reserva forestal, este balneario bonaerense invita a conocer los yacimientos de fósiles de fauna prehistórica.

qwqwe

La playa mansa de Pehuen Co, con la imponente vista del mar sin ningún obstáculo a toda hora, se hace aún más sugerente al atardecer, cuando los últimos arrebatos del sol tiñen el firmamento con pátinas rojizas y ocres y la brisa del sur aporta un aire fresco reparador. Ese momento tan esperado por los turistas puede ser la señal de largada para una caminata tras las huellas indelebles que dejó Darwin en la zona.

El afamado naturalista inglés navegaba por la inmensidad del Atlántico sur a bodo del barco Beagle en 1932 y se detuvo aquí sin grandes expectativas. Pero su desembarco sería revelador: tras dar los primeros pasos en el suelo costero de arena y arcilla observó conchillas y huesos de grandes animales prehistóricos.

En su obra “Observaciones Geológicas en Sudamérica”, publicada en 1846, Darwin destacó la existencia de restos de megaterio, gliptodonte, toxodón y milodón sobre la barranca de un kilómetro de largo de la bahía del partido de General Rosales.

Huellas de fauna prehistórica extinguida en Pehuen Co. Foto: Turismo Rosales

Huellas de fauna prehistórica extinguida en Pehuen Co. Foto: Turismo Rosales

El hallazgo despertó el interés de la comunidad científica. Primero relevaron la zona Florentino y Carlos Ameghino, dos referentes de prestigio para que, en 1986, la geóloga Teresa Manera y la paleontóloga Silvia Ramallo –de la Universidad Nacional del Sur- decidieran investigar a fondo el patrimonio resguardado bajo tierra. Al mismo tiempo, los continuos afloramientos en las rocas sedimentarias dieron pie a la creación del Museo Municipal de Ciencias Naturales, una iniciativa abierta a toda la comunidad que impulsó el médico Roque Bianco.

A partir de esos mojones fundacionales, cada paseo por la zona resulta una aventura con resultado impredecible. En el Yacimiento de Paleoicnitas –a 2 kilómetros hacia el este del balneario-, las sudestadas y los temporales remueven el subsuelo y dejan a la vista los restos fosilizados de especies de fauna extinguidas hace 12 mil años.

Acceso a la Reserva Natural Provincial Pehuen Co. Foto: Turismo de la Provincia de Buenos Aires

Acceso a la Reserva Natural Provincial Pehuen Co. Foto: Turismo de la Provincia de Buenos Aires

Restos a la intemperie

Un fenómeno similar cautiva la atención de los visitantes en la Playa del Barco –donde en 1884 cayó en desgracia la goleta Jaime Soberana II, a un kilómetro al este de Pehuen Co-, una suerte de muestrario a cielo abierto de restos de animales autóctonos que reinaban en este páramo 16 mil años atrás.

El fascinante viaje al pasado que sugiere el paisaje agreste de Pehuen Co retrocede 5 millones de años en Las Rocas –a unos 12 kilómetros-, donde las piezas fósiles se desparraman junto al sitio donde se alzaba la Farola Monte Hermoso, el primer faro costero que funcionó en el país.

La furia del mar se aplaca en la pared de la barranca que sostiene la villa. Pero su sonido atronador, fusionado con el aroma de la vegetación, se cuela en el ovillo de pinos eucaliptos y cipreses del Bosque Encantado y el Vivero Municipal Gunther Lorentz. Alrededor, inmensas dunas vuelven a sugerir un paisaje inalterado desde tiempos lejanos.

Megaterio en Pehuen Co. Foto: Turismo Rosales

Megaterio en Pehuen Co. Foto: Turismo Rosales

Voces en el casco urbano

Proezas de pescadores y hazañas de navegantes se escuchan entre las calles sinuosas de Pehuen Co. Las voces dejan de ser susurros casi imperceptibles en la calle peatonal Brown y se tornan algo más estridentes junto a las réplicas de un megaterio y un gliptodonte, erigidas por el escultor bahiense Fernando Cárdenas en la plaza Carrasco. La foto compartida con esos gigantes de piedra es una de las postales típicas de Pehuén Co, una marca de identidad local de este lugar signado por el mar y las profundas huellas que agitan la curiosidad.

La impronta marina se revela también en la nomenclatura de algunas calles –como Almirante Brown, Fitz Roy, Hipólito Buchardo, y Fragata Hércules- y adopta formas explícitas en la imponente figura de la Casa Barco, homenaje del inmigrante italiano Luis Novelli a la nave Roma, que lo depositó en la Costa Atlántica bonaerense en 1954.

Casa Barco en Pehuen Co. Homenaje del inmigrante italiano Luis Novelli a la nave Roma, que lo trajo a la Costa Atlántica bonaerense en 1954. Foto: Turismo Rosales  y Turismo Provincia de Buenos Aires

Casa Barco en Pehuen Co. Homenaje del inmigrante italiano Luis Novelli a la nave Roma, que lo trajo a la Costa Atlántica bonaerense en 1954. Foto: Turismo Rosales y Turismo Provincia de Buenos Aires

El paisaje decididamente inspirador de Pehuen Co llevó al escritor bahiense Rubén Benítez a imaginar el diseño de una casa con forma de molino de viento, que remite a “Don Quijote de la Mancha” bien lejos del escenario escogido por Cervantes para su novela más lograda. Es que este pequeño remanso, protegido por la arena, el bosque y el mar, es tierra fértil para andar atentos y dejarse sorprender.

Miniguía

Cómo llegar. Desde Buenos Aires hasta Pehuen Co son 672 kilómetros por Riccheri, Autopista a Cañuelas y ruta 3; en el km 640 girar a la izquierda por ruta 113 y seguir 30 km.

Aerolíneas vuela sin escala de Buenos Aires a Bahía Blanca (1 h. 30’) los lunes, martes, jueves, sábados y domingos a las 16; ida y vuelta con impuestos, desde $ 18.900 ida y vuelta.

Bus semicama Cóndor Estrella, Andesmar o Plusmar de Buenos Aires a Bahía Blanca (12 hs.), $ 4.450 ida; coche cama ejecutivo (9 hs.), $ 5.100.

Tren Roca de Constitución a Bahía Blanca (lunes, miércoles y viernes a las 19,53; tarda 13 hs.), $ 825 ida en Primera y $ 990 en Pullman.

Huellas de fauna prehistórica que forman piletones en la costa de Pehuen Co. Foto: Turismo de la Provincia de Buenos Aires

Huellas de fauna prehistórica que forman piletones en la costa de Pehuen Co. Foto: Turismo de la Provincia de Buenos Aires

Dónde alojarse. Apart hotel Oasis: para 4 personas con desayuno, cocina, heladera, cochera, wi-fi, TV cable, dvd, jacuzzi climatizado, bicicletas, caja de seguridad, juegos para chicos, parrilla y ropa blanca, $ 7.500; para 6, $ 9.000; loft para 2, $ 5.000 (www.oasisaparts.com.ar).

Cabañas De la Playa: 3 días y 3 noches para dos personas con wi-fi, TV cable, pileta, reposeras, parrilla, ropa blanca y microondas, $ 6.000; para 3, $ 7.000; para 4, $ 8.000 (0291- 156490688 / en Facebook, Cabañas de la playa).

Bungalows La Toscana: para dos personas con heladera, anafe, microondas, TV cable, wi-fi, cochera, parrilla, pileta climatizada y ropa blanca, $ 3.000; para 3, $ 4.000; para 4, $ 6.000; casa para 6, $ 6.000 (www.residencialatoscana.com.ar).

Dónde informarse. (02921) 497-178 / (02932) 15470093 / [email protected] / www.turismorosales.gob.ar / www.pehuencoya.com / www.pehuenco.com.ar / www.visitapehuenco.com.ar / Facebook: Rosales Turismo / Instagram @pehuenturismo / buenosaires.tur.ar

Fuente: Clarín