Subastan extraños artículos que pertenecieron a Marilyn Monroe, entre ellos, una carta de su padre biológico

Pestañas postizas, lápices labiales, vestidos y fotografías se cuentan entre los 175 objetos de la actriz que se pondrán a la venta en diciembre

eldmwlk

Es desde siempre una de las actrices más icónicas y veneradas por el público, pero seguramente la película Rubia, basada en su vida, haya servido para volver a poner su nombre en lo más alto del firmamento hollywoodense. Para aprovechar este revival de la blonda más famosa, una conocida casa de subastas pondrá a la venta 175 artículos que pertenecieron a Marilyn Monroe.

La subasta, que lleva por nombre Julien’s Auctions y TCM Presents: Icons & Idols Hollywood, se llevará a cabo el 17 y 18 de diciembre y se podrá participar personalmente, en Los Ángeles, o de manera virtual. Según anunció People, dentro de la colección de objetos se encuentra una tarjeta escrita a mano por Charles Stanley Gifford, quien recientemente se demostró que era el padre biológico de la actriz, mediante una prueba de ADN realizada a su bisnieto.

La realización de aquella prueba forma parte del documental Marilyn, Her Final Secret, que justamente se propuso dar con la identidad del progenitor de la actriz, a quien nunca llegó a conocer. Según informó Variety, la prueba fue realizada por Ludovic Orlando, un experto en arqueología molecular que trabaja en el sur de Francia. El especialista usó una muestra de cabello de Monroe proporcionada por John Reznikoff, un renombrado subastador y autenticador, y una muestra de saliva del bisnieto de Gifford.

“Esta tarjeta es el único artefacto material conocido que establece alguna conexión o comunicación entre Gifford y su famosa hija”, se lee en un comunicado de la casa de subastas. Allí se asegura, además, que se cree que Gifford le entregó la tarjeta a Monroe en sus manos mientras ella se encontraba internada.

“Descubrí la tarjeta por pura casualidad mientras preparaba los archivos personales de Marilyn para subastarlos en Julien’s Auctions”, explicó Scott Fortner, un historiador y coleccionista de artículos de Monroe, y anfitrión del podcast All Things Marilyn. “Esta es la única evidencia documentada conocida de una relación entre Monroe y Gifford, lo que resuelve el misterio de si ella conocía o no tenía contacto con su padre biológico”.

La tarjeta, que según las estimaciones se venderá entre 2 mil y 3 mil dólares, tiene un motivo tierno e infantil: tiene en su portada a una niña parada sobre una nota musical. Dentro, lleva el mensaje que combina el texto impreso con el agregado a mano por Gifford.

“Querida Marylyn [SIC]”, comienza el mensaje de Gifford, con el nombre de Monroe escrito incorrectamente. Luego, sigue el texto impreso: “Esta pequeña y alegre nota de recuperación viene especialmente para decir que muchos de mis pensamientos y buenos deseos también están contigo todos los días”. El final quedó también a manos del remitente: “Una pequeña oración, también”.

La tarjeta escrita por el padre biológico de la actriz
La tarjeta escrita por el padre biológico de la actriz

Gifford era compañero de trabajo de Gladys Pearl Baker, la madre de Monroe, pero la pequeña Norma Jeane -el verdadero nombre de Marilyn- nunca lo conoció. “Se cree que él no quería molestar a su esposa e hijos al permitir que Monroe fuera parte de su vida”, especula el comunicado de la casa de subastas.

Además de aquella tarjeta, forman parte de la colección varios artículos de belleza, como lápices labiales, pestañas postizas, sombras para ojos. También, algunos vestidos que pertenecieron a la actriz y objetos personales, como su chequera personal, fotografías, notas y cartas, su carnet del Sindicato de Actores y la historia clínica de una cirugía estética a la que la diva se sometió.

Fuente: La Nación