10 restaurantes de campo para una escapada de otoño

Asado, empanadas, pastas caseras y otros sabores criollos son una buena razón para organizar una salida corta.

tyututyu

Sea un fin de semana largo o no, la propuesta de una escapada a un restaurante de campo reúne la posibilidad de aire libre, paisajes rurales y buena comida

Por estricto cumplimiento del protocolo que impone la pandemia del coronavirus, este tipo de establecimientos reubicaron la mayor parte de las mesas en espacios al aire libre y dejaron una mínima capacidad disponible para los clientes bajo el techo del salón principal.

Aquí van diez propuestas de comedores rurales para tener en cuenta y elegir el próximo destino de una escapada en una atmósfera decididamente familiar.

1. Campos de Giles (San Andrés de Giles)

La habilitación de la nueva doble vía de la ruta 7 –continuación de Acceso Oeste- hasta el kilómetro 106 facilita la visita a este restaurante pegado a la banquina.

 Sus mejores argumentos son las pastas caseras, la parrillada, las empanadas fritas de carne, el pollo al horno de barro con papas, batatas y verduras grilladas y la imperdible costeleta a caballo con papas fritas.

Cuenta con pelotero y otros juegos para chicos.

Restaurante de campo Campos de Giles, en San Andrés de Giles.

Restaurante de campo Campos de Giles, en San Andrés de Giles.

Cuánto cuesta. Entradas, plato principal y postre, $ 1.400; de 7 a 12 años, $ 800.

Dónde informarse. (02325) 15457704 / Facebook: Campos de Giles.

2. La Materina (Gaynor)

Las modernas instalaciones de este nuevo comedor sacuden la calma de Gaynor, un pueblo rural del partido de Exaltación de la Cruz (a 12 kilómetros de Capilla del Señor), detenido en el tiempo desde el cierre del ramal ferroviario.

Además de ofrecer exquisitos platos a la carta los domingos suele organizar cenas con show los sábados a la noche.

Cuánto cuesta. Ravioles de verdura con estofado o de salmón con salsa de puerro y panceta, $ 850; vacío con ensalada, $ 950; bife de chorizo con papas rústicas, $ 950; provoleta con morrones al ajillo, $ 500; tabla de achuras, $ 850.

Dónde informarse. (152) 2880503 / (155) 5026856 / [email protected] / Facebook: La Materina.

Restaurante de campo La Materina, en Gaynor.

Restaurante de campo La Materina, en Gaynor.

3. Fronteras (Tomás Jofré)

Buena parte de la historia de Tomás Jofré (en el partido de Mercedes) pasó por este comedor, inaugurado por el pionero Tomás Rolando Fronteras frente a la estación de tren, en 1948.

Restaurante de campo Fronteras, en Tomás Jofré.

Restaurante de campo Fronteras, en Tomás Jofré.

El pasado local es recreado por un pequeño museo que exhibe antiguos objetos de uso cotidiano y el apasionado relato del dueño, Daniel Zunino.

Cuánto cuesta. Entrada de fiambres, empanada, pastas y parrilla libres, papas fritas, ensalada, bebida y postre, $ 1.500; de 6 a 11 años, 50%.

Dónde informarse. (02324) 15693150 / [email protected] / Facebook: Almacén Comedor Fronteras Restaurante de Campo.

Pequeño museo de objetos antiguos en Fronteras.

Pequeño museo de objetos antiguos en Fronteras.

4. La Escondida (Carlos Keen)

Para degustar un buen asado bajo los sauces, a 600 metros de la estación y las vías en desuso de Carlos Keen por un polvoriento camino de tierra.

Esa distancia del corazón del polo gastronómico le confiere una saludable atmósfera de tranquilidad, matizada con los sonidos de la naturaleza.

El almuerzo en La Escondida se puede complementar con una cabalgata guiada.

Cuánto cuesta. Desayuno, entradas, parrillada, ensalada, bebida, postre y merienda, $ 1.500; de 5 a 10 años, 50%; cabalgata de 40 minutos, $ 600.

Dónde informarse. (153) 6632311 / (156) 8887041 / [email protected] / Facebook: La Escondida de Keen.

Restaurante de campo La Escondida, en Carlos Keen.

Restaurante de campo La Escondida, en Carlos Keen.

5. La Lechuza (Navarro)

A 8 kilómetros del casco urbano y la laguna de Navarro, La Lechuza conserva el espíritu de los viejos almacenes de campo, donde –aún hoy- es posible disfrutar de un plato bien casero y jugar a los naipes, mus, truco y bochas.

El lugar funcionó durante décadas como posta de aprovisionamiento de tamberos de origen vasco y troperos.

Restaurante de campo La Lechuza, en Navarro.

Restaurante de campo La Lechuza, en Navarro.

Cuánto cuesta. Tenedor y canilla libres, $ 1.800; de 5 a 11 años, 50%.

Dónde informarse. (02227) 15411397 / [email protected] / www.lalechuzanavarro.com / Facebook: La Lechuza de Navarro.

6. Aromas de Campo (Villa Espil)

Comedor rural Aromas de Campo, en Villa Espil.

Comedor rural Aromas de Campo, en Villa Espil.

Bajo el techo de paja de una sencilla vivienda, ubicada frente a la plaza del pueblo –en el partido de San Andrés de Giles-, desde el domingo 18 de abril próximo Raúl Acosta y Mirta Campos volverán a deleitar a los comensales con porciones sabrosas y abundantes.

Se destacan el asado –especialidad del dueño de casa- y los raviolones de verdura y sorrentinos rellenos con ricota, jamón y nuez o jamón y queso que amasa la “abuela” Teresa.

Cuánto cuesta. Tabla de fiambres, empanada, parrillada, ensalada, papas fritas, pastas caseras, postre y bebida, $ 1.400; de 6 a 12 años, 50%.

Dónde informarse. (02325) 15410175 / (02325) 15654944 / [email protected] / Facebook: Aromas de Campo.

7. Hípico La Paloma (Ezeiza)

El incomparable marco de eucaliptos del bosque de Ezeiza y las actividades ecuestres del Campo Hípico La Paloma acompaña la degustación de las especialidades del cocinero Marcelo Ferrera, que acredita fama por su costillar al asador, el flan, la salsa italiana y el lemoncello.

Restaurante de campo Hípico La Paloma, en Ezeiza.

Restaurante de campo Hípico La Paloma, en Ezeiza.

También son imperdibles las pastas caseras. El lugar funciona todos los días en horario diurno y también los viernes y sábados a la noche.

Cuánto cuesta. Asado al asador (media porción), $ 650; vacío (media porción), $ 650; matambre a la pizza, $ 650; parrillada, $ 2.200 para 2 y $ 2.600 para 4; Gran Parrillada La Paloma para 4, $ 3.800; tartas, $ 160 a $ 210; sorrentinos de verdura y queso, $ 350; postres, $ 290 a $ 380; ensalada mixta, $ 240. Cabalgata guiada de 45 minutos por el bosque, $ 1.000.

Dónde informarse. (155) 0554416 / (156) 5085400 / [email protected] / Facebook: Hípico La Paloma.

8. El Rincón de Donatella (Viéytes)

En Starace, un desolado paraje de la ruta 36, cerca de Viéytes (partido de Magdalena), Donatella Petriella, una inmigrante napolitana de 84 años, despliega el repertorio de comidas sencillas y muy sustanciosas que importó de Italia, cuando llegó al país en los años 50.

Restaurante de Campo El Rincón de Donatella, en Paraje Starace, cerca de Viéytes.

Restaurante de Campo El Rincón de Donatella, en Paraje Starace, cerca de Viéytes.

El comedor y almacén de campo es también atendido por José Luis Boffa, el hijo de la cocinera, quien conoce al dedillo la historia de este antiguo parador de reseros surgido en 1856.

Para no perderse: pastas, carne de cerdo con guarnición y postres caseros como borrachito, tiramisú y naranja a la cubana.

Cuánto cuesta. Entrada y plato principal, $ 800; de 5 a 12 años, 50%.

Dónde informarse. (0221) 155477003 / [email protected]

9. La Margarita (General Rodríguez)

El asado es la mayor atracción, en medio de un muy completo día de campo, que incluye un espectáculo folclórico con danzas tradicionales argentinas.

Restaurante de campo La Margarita, en General Rodríguez.

Restaurante de campo La Margarita, en General Rodríguez.

Cuánto cuesta. Desayuno casero, almuerzo criollo con bebida y postre, merienda y show, $ 1.750 los sábados y $ 2.200 los domingos; de 3 a 12 Años, 50%.

Promoción de sábado: “De 4 adultos abonan 3”; promo de domingo: “De 2 adultos y 2 menores, unos de los chicos no paga”.

Dónde informarse. (155) 3655328 / (0237) 154038366 / [email protected] / www.estanciamargarita.com.ar / Facebook: Estancia La Margarita.

10. La Carpintería (Abbott)

Restaurante de campo La Carpintería, en Abbott.

Restaurante de campo La Carpintería, en Abbott.

La histórica carpintería de este pueblo rural del partido de San Miguel del Monte fue transformada en el comedor donde se lucen las especialidades de Daniel Feito, un abogado devenido chef.

Se destacan los espárragos gratinados con parmesano, el pulpo y el osobuco al horno de barro, tiramisú, puré de zapallo criollo, provoleta con jamón crudo, rúcula y tomates secos a la oliva, matambre y pastas caseras.

Cuánto cuesta. Osobuco, $ 950; cochinillo para compartir, $ 1.300; puré de zapallo criollo, $ 700; chernia a la vasca, $ 1.200; lasagna, $ 820; lomo, entraña o vacío con papas fritas, $ 1.200.

Dónde informarse. (152) 3226210 / (153) 6839191 / [email protected] / Facebook: La Carpintería de Abbott.

Fuente: Clarín