Congreso de Filatelia: un encuentro para los amantes de las estampillas antiguas

Más de 140 expositores de todo el mundo se reúnen con sus piezas más valiosas, hasta el sábado, gratis, en el Centro Cultural Borges.

zsasdsfsd

Es un hobby vinculado con la preservación de la historia, la cultura y la memoria. Habrá quien piense que en estos tiempos líquidos coleccionar estampillas, postales y monedas antiguas o filatelia temática es exótico o costoso. Sin embargo, 140 coleccionistas de 18 países tendrán su Exposición Internacional de Filatelia en Buenos Aires, desde hoy y hasta el sábado en el Centro Cultural Borges, con entrada gratuita.

Cada pieza, cada objeto que se atesora, según dice el anticuario Marcelo Durán a Clarín, cuenta una historia. Retazos del pasado de un país, de una sociedad, de su cultura y su naturaleza. Y hay mucho por descubrir de la propia identidad en esos álbumes a los que hay que sacudirles el polvo y los ácaros con frecuencia.

Hacía 20 años que los filatelistas no tenían una muestra en Buenos Aires. En 2016, se hizo una en Córdoba. Los expositores llegan de lugares remotos, como el archipiélago de Saint Pierre & Miquelon, situado frente a las costas canadienses de Terranova, pero también de países vecinos o lejanos como China, y lo hacen con un entusiasmo desbordante porque la exposición es competitiva. Cada uno quiere mostrar que sus piezas son las mejores y las más valiosas.

Algunas de las estampillas que podrán verse. / Exposición Internacional de Filatelia “Buenos Aires 2019”.

Algunas de las estampillas que podrán verse. / Exposición Internacional de Filatelia “Buenos Aires 2019”.

El Correo Argentino tendrá un stand para vender sellos postales y estampillas. Presentará nuevas piezas vinculadas con el tango, con Carlos Gardel y un carnet que llamaron “Buenos Aires tango”, según fuentes de la entidad.

Entre las categorías competitivas hay aerofilatelia, sellos fiscales, series temáticas y tradicionales y colecciones de historia postal, entre otras. Son en total 500 metros lineales de exhibición, lo que habla de la dimensión del evento. Son 27 los premios que se dan: desde el oro grande hasta el bronce, en orden descendente. La organización corrió por cuenta de la Federación Internacional de Filatelia, a cargo de Bernard Breston; de la Federación Internamericana, que dirige Luis Claudio Fritzen, y de la local, a cargo de Miguel José Casielles.

Billete de cinco pesos de la época de Rosas. / Exposición Internacional de Filatelia “Buenos Aires 2019”.

Billete de cinco pesos de la época de Rosas. / Exposición Internacional de Filatelia “Buenos Aires 2019”.

Lo curioso del rubro es que cuando uno pregunta a los coleccionistas a qué edad comenzó su interés, los 10 años aparecen como decisivos. Incluso muchos de ellos heredaron el “bichito” de sus padres.

Es el caso del anticuario Marcelo Durán que exhibirá postales antiguas y numismática. “A los 10 años veía las postales y me llamaban la atención los paisajes de las ciudades. Uno empieza juntando sin metodología y cuando llega a un volumen determinado empieza a ordenar”, dice, satisfecho porque este año la Federación Internacional permitió que también compitan las postales antiguas.

En su local de la galería ubicada en Maipú 484, Durán empezó a coleccionar las postales que emitía el antiguo Correo de la República Argentina. Así reunió piezas del año 1878, que eran cartones con una imagen que identificaba al país. “La primera tenía una de Esteban de Luca, el primer director del Correo. Luego llegaron otras con un sobrecito, con un escudo o la carita de la Libertad, y así le fueron agregando rostros de próceres. El primero fue Rivadavia”.

Postales antiguas de vendedores callejeros. / Exposición Internacional de Filatelia “Buenos Aires 2019”

Postales antiguas de vendedores callejeros. / Exposición Internacional de Filatelia “Buenos Aires 2019”

Entre las postales extranjeras, cuyo precio Durán prefiere omitir, atesora muchas de finales de 1860. Cada una con un detalle identificatorio del país de procedencia. ¿Cómo se comprueba la legitimidad de estas piezas? Todas tienen que llevar un sello del correo oficial del país de origen.

Durán arrancó luego con las postales que emitían empresas privadas. “Eran más bonitas. Hay que pensar que la postal era más barata que una carta y por eso mucha gente las elegía para mandar un saludo aunque el contenido lo leía todo el mundo”, dice.

Y con el avance llegó el marketing. Las postales más destacadas eran publicitarias. Durán tiene una colección de esas piezas vintage. Luego llegaron las postales de oficios. El coleccionista dice que son costumbristas y recogen artes y oficios que se perdieron en el tiempo. “Tienen imágenes del lechero, del vendedor de pescado, del zapatero…y datan más o menos de principios de siglo XX”.

Agrega que, a diferencia de lo que ocurre en Europa, “acá se tira mucho. Cuando alguien recibe una herencia, le interesa el valor de la propiedad pero vacía la casa y tira todo. Yo pido que guarden porque siempre hay gente interesada en coleccionar estas piezas y a través de los objetos se conserva la historia”.

Cubierta de un talonario de estampillas. / Exposición Internacional de Filatelia “Buenos Aires 2019”

Cubierta de un talonario de estampillas. / Exposición Internacional de Filatelia “Buenos Aires 2019”

Además, Durán participará con una colección de numismática. Atesora monedas de 1813 cuyo símbolo era el rostro del rey de España, hasta que llegaron las acuñadas en Potosí, hoy Bolivia, con los primeros símbolos patrios: un escudo en una cara, el sol en la otra.

El coleccionista más austral de la Argentina es Miguel Ángel Casielles, de Río Grande, Ushuaia. No tendrá un stand comercial en la exposición, sino que expondrá su colección de la que se siente muy orgulloso. “Mostraré tres series de Argentina: una sobre el Centenario de la Revolución de 1810; otra de San Martín en óvalo de 1810, y la tercera también de San Martín, de 1917”.

Los primeros sellos argentinos que colecciona Casielles datan de 1850 y fueron emitidos por la provincia de Corrientes el 21 de agosto de ese año; en esa fecha se conmemora el Día del Filatelista. ¿Qué contenían esos primeros sellos? “Eran un homenaje a la cultura, a la naturaleza, a la flora y la fauna, a la diversidad de la historia de nuestro país”, subraya.

Posteriormente llegaron los sellos postales de la Confederación y de la provincia de Buenos Aires con escudos y gorros frigios de la patria, barquitos y “cabecitas de la libertad”, dice Casielles.

Antiguo talonario de estampillas. / Exposición Internacional de Filatelia “Buenos Aires 2019”

Antiguo talonario de estampillas. / Exposición Internacional de Filatelia “Buenos Aires 2019”

Ganador de las medallas de oro grande y de oro en China, lleva 50 años buscando rarezas por todas partes. “Todos los días, de noche, entro a Internet, que facilitó mucho esta búsqueda, y me pongo una hora a ver qué encuentro. Por suerte mi hija heredó esta pasión, ella llegó a China con una colección de perros”.

¿De perros de verdad? No, de sellos postales sobre la evolución del perro en todas las culturas. Sus razas, sus costumbres, su alimentación… un mundo distinto para conocer desde hoy en el Centro Cultural Borges.

Ficha

La Exposición Internacional de Filatelia “Buenos Aires 2019” arranca el lunes y se estiende hasta el viernes, de 10 a 20, y el sábado, de 10 a 17, en el Centro Cultural Borges (Viamonte 525, 3°), con entrada gratuita.

Fuente: Clarín