Detectan evidencias de una estructura oculta en el núcleo de la Tierra

Un estudio detallado de las ondas sísmicas ayuda a comprender el contenido de la parte central del planeta.

tret

El núcleo interno de la Tierra sigue siendo «una de las partes más enigmáticas de nuestro planeta, a pesar de numerosos estudios en los campos de la sismología, geodinámica, física mineral y ciencia de materiales» realizados en los últimos años, recuerdan los autores de un nuevo estudio sobre esta capa geológica, cuyos resultados se publicaron hace un mes en el Journal of Geophysical Research.

La existencia de un núcleo interno sólido de la Tierra, distinto del núcleo externo fundido, fue descubierta en 1936 por la sismóloga danesa Inge Lehmann, después de analizar los datos recogidos en los sismógrafos de su país tras una serie de terremotos ocurridos en Nueva Zelanda.

Investigadores de la Australian National University (ANU) confirmaron con el rastreo de miles de modelos numéricos la existencia de un «núcleo más interno» en las profundidades la Tierra.

La estructura del núcleo de la Tierra. (Vadimsadovski / Adobe Stock)

La estructura del núcleo de la Tierra. (Vadimsadovski / Adobe Stock)

La autora principal del estudio, la investigadora Joanne Stephenson, dice que si bien esta nueva capa es difícil de observar, sus propiedades distintivas pueden apuntar a un evento dramático y desconocido en la historia de la Tierra.

«Encontramos evidencia que puede indicar un cambio en la estructura del hierro, lo que sugiere quizás dos eventos de enfriamiento separados en la historia de la Tierra», explicó Stephenson en un comunicado.

Las capas de la Tierra como las conocíamos hasta hoy. Foto: Wikipedia

Las capas de la Tierra como las conocíamos hasta hoy. Foto: Wikipedia

Y detalló: «Los detalles de este gran evento son todavía un poco misteriosos, pero hemos agregado otra pieza del rompecabezas cuando se trata de nuestro conocimiento del núcleo interno de la Tierra».

Stephenson dice que investigar la estructura del núcleo interno puede ayudarnos a comprender más sobre la historia y la evolución de la Tierra.

«Tradicionalmente nos han enseñado que la Tierra tiene cuatro capas principales: la corteza, el manto, el núcleo externo y el núcleo interno. La idea de otra capa distinta se propuso hace un par de décadas, pero los datos no han sido muy claros -aclara la experta-. Solucionamos esto mediante el uso de un algoritmo de búsqueda muy inteligente para rastrear miles de modelos del núcleo interno. Es muy emocionante, ¡y podría significar que debamos volver a escribir los libros de texto!».

La investigación fue publicada en el Journal of Geophysical Research: Solid Earth.

Fuente: Europa Press ,La Vanguardia, Clarín