Nicolás Occhiato explica de qué se trata Luzu TV, cómo llegó a crear este nuevo medio y qué dice de las polémicas que se generan sobre sus números

El ciclo Nadie sabe nada, el programa insignia de su canal de YouTube, se impuso rápidamente entre un público joven que busca una mirada afín sobre fenómenos sociales, vínculos, deportes y las estrellas locales; sin dejar El último pasajero ahora transmite desde Qatar en alianza con DirecTV

skfnsf

La revolución que hubo en la comunicación en los últimos tiempos, desde la llegada de las redes sociales y medios alternativos, modificaron mucho el mapa de los medios electrónicos. Hace años, para trascender profesionalmente, cualquier profesional tenía que trabajar para un canal de TV abierta, en una radio masiva o un diario de tirada nacional.

Nicolás Occhiato tiene 29 años y entró a la televisión como participante del reality Combate en Canal 9, luego fue el ganador de Bailando por un sueño y condujo varios ciclos en diferentes canales. Su edad lo ubica entre los referentes de la nueva generación que desarrolla contenidos propios desde sus redes con millones de seguidores. Pero a diferencia de varios personajes que decidieron quedarse bajo el calor de la pantalla chica, él se convirtió en la cabeza de un fenómeno del último año: la plataforma Luzu TV.

Este joven inquieto sintió en 2020 que la TV le daba más preocupaciones que satisfacciones por el minuto a minuto de rating y le impedía mostrarse tal cual era. En ese contexto, en 2021, creó Luzu TV, una productora de contenidos audiovisuales multiplataforma que cuenta con su canal de YouTube con diferentes programas. “En realidad no es ni radio, ni tele, es un híbrido, es un streaming en vivo con cámaras con una producción que trabaja a nivel de canal, con una exigencia que aprendí dentro de la televisión”, declaró Occhiato en una entrevista por La Once Diez/Radio de la Ciudad.

La decisión de Occhiato se suma a la de varios conductores de radio y TV que optaron por crear medios a su medida y a la de su audiencia, con una temática muchas veces alternativa y con lenguaje e identidad propia. “Me divierte mucho conducir pero lo que más me apasiona es la producción. Con Luzu, desde el arranque fue así, me involucré de lleno porque conducir un producto que uno produce es tener una mirada 360 grados de todo. Hay un montón de cosas buenísimas que tiene la tele que intentamos traer al mundo digital, donde la idea es sumar poco a poco ficción y hasta documentales”, declaró.

“Inspirados en el entretenimiento, creamos un espacio que conecta y potencia las distintas culturas impactando positivamente en nuestra comunidad”, es la frase con la que se presenta este medio alternativo que desde que llegó despertó muchas polémicas. “Me gusta formar equipos, descubrir nuevos talentos y darle oportunidad a gente joven que tiene muchas cosas por decir”, admite Occhiato.

Con Nico Occhiato y Nati Jota, el equipo de LUZU TV siguiendo a la selección en Miami
Con Nico Occhiato y Nati Jota, el equipo de LUZU TV siguiendo a la selección en MiamiInstagram: @nicoocchiato

“Si ves el programa de Luzu, conocés a los conductores, a los productores, al director, al community manager, al operador, todos son figuras en sí mismos, tienen una opinión y la gente los conoce”, cuenta Occhiato sobre el éxito de su programa Nadie dice nada –lunes a viernes de 10 a 13– en el que todos debaten diferentes temas, desde los más cotidianos a los más complejos, de igual a igual. Aquí hay otra diferencia radical del estilo de Luzu TV con el esquema tradicional de los medios donde, por lo general, la voz cantante y muchas veces única es la del conductor o conductora del ciclo.

“En la televisión o en los medios tradicionales siempre se está en la búsqueda de lo popular y por eso, las mediciones arrojan que la TV abierta la consumen personas mayores de cincuenta años. Entonces los contenidos van detrás de ese público y yo estaba allí pensaba solo en ellos y me encontraba con que mis amigos no veían lo que yo hacía, lo mío no lo sentía genuino y ahí decidí que quería contar las cosas que me divierten a mí, hablar de mis anécdotas y sentía que la tv no era un lugar para que sucediera, por eso decidí crear un espacio así”, reconoció Nico sobre los motivos que lo llevaron a crear Luzu TV.

Occhiato está acompañado por Nati Jota, Flor Jazmín Peña y Nacho Elizalde, y juntos hacen a diario el que fue el primer programa de la grilla. El canal de YouTube cuenta con 817.000 suscriptores y tuvieron récords de más de 85.000 usuarios en vivo. Un año después de su lanzamiento, Luzu cuenta con varios programas conducidos por Diego Leuco, Grego Roselló y Mica Vázquez, entre otros.

Pero ¿qué tiene esta plataforma de YouTube para que figuras consagradas la elijan para trabajar o ser entrevistadas y no opten por la tv abierta? “Luzu nos humaniza a todos. Los que estamos allí encontramos un lugar en el que nos podemos mostrar tal cual somos y eso no puede hacer en la TV tradicional, ni la radio, ni nuestras redes. En mi Instagram no tenía la posibilidad de contar lo que me pasaba, acá puedo hacerlo y no podés mentir nada, creo que eso hace que la gente se sienta identificada. Los medios más tradicionales son más cuadrados y, pase lo que pase, vos tenés que estar perfecto”, admitió Occhiato.

Nacho Elizalde, Nati Jota, Nico Occhiato y Flor Jazmín Peña, los conductores de Nadie dice nada, el programa insignia de Luzu TV
Nacho Elizalde, Nati Jota, Nico Occhiato y Flor Jazmín Peña, los conductores de Nadie dice nada, el programa insignia de Luzu TVResumido.info

Los números cuentan que en septiembre, con la presencia de Lali Espósito, llegaron a 120.000 personas conectadas para ver y escuchar a la cantante hablando a corazón abierto sobre su sexualidad. También Wanda Nara eligió a la plataforma para dar una nota distendida en la que pasó por todos temas. Otro de los hitos de Luzu fue que se dieron el lujo de volver viral una foto con el festejo junto a Messi en un amistoso de la selección en Miami. El crecimiento de la plataforma que cuenta con 2,9 millones de usuarios únicos, también la enfrentó a diferentes polémicas, desde la crítica de Mario Pergolini, quien había puesto en duda la veracidad de los números, pasando por el rumor infundado sobre la supuesta compra de audiencia, hasta tener que explicar por qué desvincularon de uno de los programas a Belu Lucius.

Nadie dice nada sale por estos días en vivo desde Qatar cubriendo la Copa Mundial de la FIFA 2022 para DirecTV, en lo que se configura como una verdadera experiencia multiplataforma de la que podrán consumir millones de personas. Además, por la noche, desde el último domingo, emiten por DSports el especial Luzu Mundial, de 22.30 a 23.

En esta gran apuesta varios de los conductores de Luzu TV, además de todo el equipo del programa de Occhiato, Grego Roselló y Diego Leuco, transmiten desde allá. Y si bien se los puede ver en otro ámbito, sorteando las dificultades de una transmisión compleja, logran sostener el espíritu de cada ciclo, con algunas notas y crónicas sobre el Mundial. El canal tiene un espíritu joven y hacia ese público se dirigen, pero la llegada a Qatar les da la posibilidad de ampliar su audiencia ya que, con un estilo parecido al de un reality, van realizando diferentes segmentos sobre la vida cotidiana en un país muy diferente a la Argentina.

Occhiato y Flor Vigna en Telefe, donde conduce El último pasajero
Occhiato y Flor Vigna en Telefe, donde conduce El último pasajeroBernardino Avila – Gentileza PH

Se la pudo ver a Nati Jota cubriendo lo que no se ve de una conferencia de prensa, a Flor Jazmín Peña de compras en un supermercado para cocinar para todo el grupo; al propio Nicolás, teléfono en mano, recorriendo las calles de Doha mostrando el lado B de la ciudad, o a Diego Leuco reportando sobre la historia de la sociedad qatarí y sus costumbres, como la fascinación por los halcones, un ave casi sagrada que tiene hospital propio y puede viajar en avión. Pero como Luzu también tiene su parte más lúdica, el periodista tuvo que hablar de su vida íntima y dar más detalles del reencuentro con su novia, Sofía Martínez, que está cubriendo el Mundial para la TV Pública. También hay espacio para la polémica porque el Chapu Martínez, quien se hizo popular por ser el protagonista del video viral en el que alentaba al ritmo de “traeme la copa Messi, traeme la copa”, eligió el programa de Grego Roselló para hacer un fuerte descargo a raíz de las amenazas e insultos que recibió, luego de la derrota de la selección con Arabia Saudita.

“Luzu es un desafío lindo pero muchas veces me pregunto para qué me metí en esto. Al segundo sentía que estaba por el buen el camino. El emprendedorismo es eso, siempre sabés que va a aparecer algo nuevo que resolver. Nunca estás tranquilo, siempre va a haber un desafío nuevo, como emprender en la Argentina con todo lo que puede tener de difícil pero apostar al país de uno y dar oportunidades a nuevas voces y estilos de comunicadores vale la pena”, reconoció Nico en un reportaje durante el festival América Rockstar en Uruguay.

Occhiato se da el lujo de no abandonar la TV abierta. Hoy conduce con éxito, junto a Flor Vigna, El último pasajero, todos los domingos en la pantalla de Telefe. En paralelo, tiene más ideas en mente con un solo objetivo: que Luzu TV siga creciendo. Al paso que va, claramente es un proyecto que no tiene techo.

Fuente: La Nación