Perla Suez ganó el Premio Internacional de Novela Rómulo Gallegos

Hoy al mediodía, en una accidentada videoconferencia, autoridades del Centro de Estudios Latinoamericanos Rómulo Gallegos (Celarg) leyeron desde Caracas el veredicto del jurado del XX Premio Internacional de Novela Rómulo Gallegos, que concede 80.000 euros a una novela escrita en español.

desde

Desde las tierras del autor de Doña Bárbara llegaron buenas noticias para la literatura argentina: la escritora Perla Suez (Córdoba, 1947) ganó con su novela El país del diablo (Edhasa), publicada en 2015. Es el segundo premio internacional que la escritora cordobesa recibe por esta novela. En 2015, con esta dramática historia ambientada en el siglo XIX había ganado el premio de literatura Sor Juana Inés de la Cruz que entrega la Feria Internacional del Libro de Guadalajara.

Suez recibió la noticia en La Cumbre, en las sierras cordobesas, con muy mala señal de internet. «Estoy muy emocionada por el premio, que es tan prestigioso, y agradezco mucho al jurado -dijo vía Zoom-. Me formé leyendo a los autores que lo ganaron, entre ellos, a Ricardo Piglia». Hasta ahora, tres argentinos habían ganado el Rómulo Gallegos en años anteriores: Abel Posse, Mempo Giardinelli y Ricardo Piglia. En 2001, Suez había sido finalista del premio con Letargo y en 2013, con Humo rojo. La tercera ocasión fue la vencida. Es, además, una reconocida autora de literatura infantil.

«El jurado destaca la fuerza de la escritura de esta novela, dura y desgarradora y dueña de un magnifico aliento poético -se lee en el acta-. El país del diablo maneja con gran sapiencia un concentrado y a la vez vertiginoso ritmo narrativo, y establece un equilibrio encomiable entre el desarrollo de la trama, la construcción de los personajes y el trasfondo histórico que la sustenta». Por otro lado, destaca la forma novedosa en que la novela de Suez trata la campaña del desierto en la Argentina durante el siglo XIX. «A través de la mirada de una indígena mapuche, que sufre los estragos de militares que efectúan tal campaña, Perla Suez logra sumergir al lector en el horror de la violencia y resarcirlo de ella a través de su hermosa escritura».

El Rómulo Gallegos es uno de los premios más importantes de Hispanoamérica y lo otorga el gobierno de Venezuela desde 1967. En la última edición, el ganador fue el colombiano Pablo Montoya, por Tríptico de la infamia, que en esta ocasión integró el jurado junto con la escritora venezolana Laura Antillano y el escritor argentino Vicente Battista. Montoya estuvo presente en la videoconferencia, junto con el presidente del Celarg, Roberto Hernández Montoya, que leyó el veredicto. «Vimos una gran diversidad de temas y de tratamientos y una presencia notable de escritoras -indicó Montoya-. La novela de Cabezón Cámara es deliciosa y la de Ortiz, muy poética».

En el marco de la Feria Internacional del Libro de Venezuela (Filven 2020), se dio a conocer la lista de diez novelas finalistas del premio. La Filven 2020 está organizada por el Centro Nacional del Libro con el lema «Leer desbloquea». El premio estuvo suspendido por cinco años: las ediciones de 2017 y 2019 se cancelaron debido a la crisis socioeconómica en el país; por ese motivo, en esta edición concursaron obras publicadas entre 2015 y 2019. En esta ocasión participaron 214 novelas de veintiún países hispanohablantes. Cuatro de las diez novelas finalistas eran de autoras argentinas y seis de las diez, de escritoras.

Un premio en debate

En las últimas dos décadas el premio ha recibido críticas y señalamientos de que solo se premia a escritores afines a los gobiernos de Hugo Chávez y Nicolás Maduro. «Diez escritores expectantes por ver si el genocida Nicolás Maduro los condecorará», escribió este viernes en su cuenta de Twitter el escritor venezolano Rodrigo Blanco Calderón (que reside en Málaga), ganador de la tercera edición de la Bienal de Novela Mario Vargas Llosa por su novela The NightBlanco Calderón había mantenido meses atrás un «tuiterdebate» con el rosarino Patricio Pron sobre la legitimidad de participar en un concurso literario organizado por un gobierno que viola los derechos humanos. Otros escritores se sumaron al debate, pero a fin de cuentas solo dos retiraron sus novelas del Rómulo Gallegos: la venezolana María Pérez-Talavera y el peruano Gustavo Faverón Patriau.

Las cuatro novelas de autoras argentinas que competían por el premio eran, además de El país del diabloLas aventuras de la china Iron (Random House), de Gabriela Cabezón Cámara; La ruta de los hospitales (Alfaguara), de Gloria Peirano, y La respiración violenta del mundo (Emecé), de Ángela Pradelli. Completaban la lista de finalistas Moronga (Random House), del salvadoreño Horacio Castellanos Moya;Hijas de Agar (Santander), de la española Pilar Salamanca; Seda araña (Paralelo 21), de la mexicana Antolina Ortiz (México); Pasolini o la noche de las luciérnagas (Nocturna), del español José García López; Hijo de la guerra (Seix Barral), del mexicano Ricardo Rapahel, y El bosque sumergido (Emecé), del chileno Diego Vargas Gaete.

El primero en recibir el premio Rómulo Gallegos fue Mario Vargas Llosa, por La casa verde, en 1967. También fueron premiadas novelas de Gabriel García Márquez, Carlos Fuentes, Fernando del Paso, Javier Marías, Ángeles Mastretta, Roberto Bolaño y Elena Poniatowska.

Consultada por LA NACION, la escritora Ángela Pradelli expresó que sentía una alegría enorme por la noticia. «El Rómulo Gallegos es un premio lindísimo y me gusta que hayan concursado tantas escritoras argentinas -dijo-. Hace un tiempo, cuando empezó todo esto me llamó una periodista para decirme si no me parecía mal concursar, pero fue respetuosa. Otros escritores sintieron presión. No hay tantos premios en el mundo para escritores y escritoras, habría que respetar el trabajo del jurado y no desprestigiar un premio tan importante». Su novela, junto con la de Raphael, Ortiz y García López, fue elogiada por el jurado. Suez también se manifestó al respecto. » Mi campo es la literatura y no comparto la mirada reduccionista de quienes piensan que participar del premio Rómulo Gallegos es apoyar a un gobierno», dijo.

Las cuatro novelas argentinas hicieron antes su recorrido por premios nacionales e internacionales, e incluso los ganaron, como en el caso de La respiración violenta del mundo, que obtuvo un premio en China al mejor libro en español publicado en 2018 según la Asociación de Escritores Chinos en Shanghái. Con El país del diablo, Suez obtuvo el premio Sor Juana Inés de la Cruz, que concede la Feria Internacional del Libro de Guadalajara. La novela de Peirano había ganado el segundo premio del Fondo Nacional de las Artes, en 2017. Y este año la versión al inglés de la novela de Cabezón Cámara estuvo entre las finalistas al premio Booker Internacional, que finalmente ganó Marieke Lucas Rijneveld con La inquietud de la noche.

Para agendar

La Casa de Rómulo Gallegos extendió el plazo de la convocatoria para el certamen internacional de Poesía Víctor Valera Mora hasta el 31 de enero de 2021. Pueden participar de este premio, como pasa con el de novela, libros escritos en idioma castellano; se otorgan 80.000 euros, monto sobre el cual se aplicarán las retenciones previstas en la legislación tributaria vigente.

Fuente: Daniel Gigena, La Nación