Trabajar desde casa para el exterior: cuáles son los puestos que más se piden y cuánto se paga en dólares

La nueva normalidad. Los profesionales argentinos son muy solicitados en distintos países del mundo. Cuál es el sueldo y cómo ofrecerse.

iuyiuyiyu

En el contexto actual de pandemia, incertidumbre económica y dólar alto, cada vez más argentinos buscan posibilidades de trabajar para empresas del exterior, de forma remota, desde sus casas. Y la buena noticia es que desde muchos países como Estados Unidos, Australia, Reino Unido y otros más cercanos como Chile y Colombia están especialmente interesados en los talentos argentinos.

Desde hace un tiempo ya que los especialistas locales tienen la oportunidad de ampliar sus horizontes hacia el exterior: el sueño de trabajar para afuera, desde casa, y cobrar en dólares ya es una realidad.

Definitivamente, el trabajo remoto llegó para quedarse y con él se abrieron nuevas posibilidades para los empleadores, quienes se permitieron considerar a talentos y profesionales que viven en otra parte del país o del mundo.

El trabajo remoto permite trabajar para cualquier empresa del mundo sin moverse de casa. Foto: Shutterstock.

El trabajo remoto permite trabajar para cualquier empresa del mundo sin moverse de casa. Foto: Shutterstock.

Y la posibilidad también se abrió para los mismos profesionales. Es que antes, la idea de trabajar en el exterior implicaba tomar la decisión de mudarse, sacar una visa de trabajo, dejar el país, los afectos, en algunos casos movilizar a todo el grupo familiar, etc. Por el contrario ahora se puede hacer desde casa, sin necesidad de reubicarse.

¿Por qué los argentinos son tan buscados para trabajar en empresas del exterior?

María Victoria Pappalardo, Talent Acuuisition Specialy en Mercado Libre Argentina, explica: «En primer lugar, los profesionales técnicos argentinos tienen una muy buena base técnica. Pero además, son buscados por algo que tiene que ver con la idiosincrasia: somos flexibles, tenemos la cultura de arreglarnos con los recursos que tenemos, no somos estructurados a diferencia de profesionales de otras culturas que quizás también estén muy bien formados pero son menos dinámicos en los tiempos de respuesta, más rígidos. El argentino, además, se destaca por su fácil adaptación«.

Además está el tema de costos, «a las empresas de Estados Unidos les sale mucho más barato contratar a un profesional 100% remoto con el valor del dólar local que a uno de allá», aclara Pappalardo.

¿Cuáles son los puestos y/o profesiones que más se piden?

Los puestos más pedidos tienen que ver con Sistemas y con Desarrollo digital. «Todo profesional que trabaje como desarrollador, líder técnico o posiciones digitales como analistas SEO, analistas SEM, analistas funcionales y QA también son muy pedidos», explica Victoria Pappalardo.

Sin embargo, no son los únicos profesionales que trabajan para el exterior sino que traductores, editores, ilustradores, arquitectos, entre otros también son solicitados. Pueden prestar servicios de manera particular o a través de plataformas freelance como UpWork, Workana, Freelancer o Fiverr. En ellas suelen anotarse los profesionales y trabajadores que quieren conseguir un puesto freelance.

Los puestos más pedidos tienen que ver con Sistemas y con desarrollo digital.

Los puestos más pedidos tienen que ver con Sistemas y con desarrollo digital.

¿Qué países buscan profesionales argentinos?

En Chile, México y Colombia buscan en general profesionales en puestos jerárquicos que lideren empresas. Estados Unidos, Australia, Reino Unido, España y Alemania se caracterizan por atraer profesionales vinculados con las Tecnologías de la Información (IT): desarrolladores JAVA, expertos en seguridad informática e ingeniería de software son en general los más requeridos. También traductores, generadores de contenidos, ingenieros y profesionales de la salud, marketing y finanzas.

¿Cuánto se cobra?

Hay profesionales que cobran entre 5 y 15 dólares la hora, lo que resultaría un promedio de 2.000 y 3.000 dólares mensuales en jornadas de 10 horas aproximadamente. Todo depende del trabajo que se realice, de las horas que lleve y de los arreglos con la empresa.

Un programador o desarrollador cobra en promedio entre 25 y 40 dólares la hora. Hay trabajos de dos a tres días que se cobran un promedio de 161 dólares.

En España se paga a los profesionales un salario mensual promedio de 1.500 euros, un importe similar se paga en Canadá. En Estados Unidos el sueldo promedio de un líder es de 5.000 dólares, en Chile 440 dólares y en Uruguay 605 dólares aproximadamente.

Claves para trabajar desde Argentina al exterior

. El primer paso es adaptar el CV al mercado internacional. Con herramientas, idiomas, habilidades. «Una buena clave es sumarse a grupos de Linkedin que se arman sobre lenguajes o temáticas: unirse y tener una participación activa, comentar, darle like a las publicaciones aporta más visibilidad en la red», explica Victoria Pappalardo. 

. Investigar el mercado. Conocer qué se pide, cuáles son las necesidades, cuáles son las plataformas en las que se puede ofertar el trabajo, cuánto cuesta la hora según el servicio que se ofrece, cómo se factura, cuáles son las diferentes opciones para cobrar, qué impuestos se deben pagar, etc.

. Mantenerse actualizados en tecnología es clave. Participar de capacitaciones de herramientas y lenguajes.

. Planificar. No solo los proyectos, sino también el flujo de dinero. Es importante tener en cuenta que este tipo de trabajos pueden no ser constantes por eso hay que saber administrarse. 

. Administrar los tiempos. Al ser autónomo y no cumplir un horario de oficina es clave saber que hay que tener la capacidad de cumplir el objetivo asignado para una determinada fecha.

. Ser flexible. Es una de las grandes ventajas del trabajo freelance, organizarse día a día es imprescindible para poder cumplir las tareas que se asumieron. Además, tener en cuenta que probablemente los horarios de trabajo de acá muchos veces no coincidan con los del país para el que fue contratado y eso obligará a una mayor adaptación.

Fuente: Clarín