Nuevo ataque a una obra de arte: un militante se pega y enchastra en “La joven de la perla”, de Vermeer

Nuevamente dos ambientalistas con remeras de la agrupación Just Stop Oil irrumpieron en un museo, en Holanda, frente a un cuadro célebre para reclamar por los efectos del petróleo en el cambio climático

ojñlj

Tres personas fueron detenidas por la policía neerlandesa después de que el célebre cuadro de La joven de la perla, de Johannes Vermeer, fuera atacado por activistas ecologistas en el museo Mauritshuis de La Haya.

Como se ve en un video que registra el hecho, uno más que se suma a la saga de ataques a piezas de arte que vienen realizando militantes de la agrupación Just Stop Oil, dos jóvenes se acercaron al lienzo y un tercero lanzó una “sustancia desconocida” de color rojo desde una lata, que aparenta ser tomates, mientras uno de ellos intentaba “pegar” su cabeza al cuadro. La obra -una de las obras más conocidas de la historia del arte y estrella del Mauritshuis, que data de 1665-, estaba protegida por un cristal y no sufrió daños, precisó el museo en un comunicado.

Las imágenes difundidas en redes sociales muestran nuevamente a los activistas con remeras de Just Stop Oil, el mismo grupo que realizó actos de protesta del mismo estilo en las últimas semanas en diferentes museos de Europa. El modus operandi les garantiza la difusión masiva de un mensaje de alerta sobre el cambio climático detrás del hecho vandálico. Otras emblemáticas pinturas sufrieron ya esta misma una suerte, como Los girasoles de Van Gogh en la National Gallery de Londres (sobre el que lanzaron sopa de tomate) o una obra de Claude Monet en Alemania, que atacaron con puré de papas el domingo pasado. En todos los casos las obras estaba protegidas por un cristal y los lienzos no sufrieron daños.

Detalle de uno de los activistas climáticos que intenta "pegar" su cabeza al cristal, que protege el cuadro de Vermeer, enchastrado con una "sustancia desconocida" que parece puré de tomate
Detalle de uno de los activistas climáticos que intenta «pegar» su cabeza al cristal, que protege el cuadro de Vermeer, enchastrado con una «sustancia desconocida» que parece puré de tomate

Además, este lunes, en Londres, otros militantes de Just Stop Oilhabían estampado dos tortas de chocolate y crema en la cara de la figura de cera del rey Carlos III en el Museo Madame Tussauds.

El museo de Holanda explicó que “hacia las dos de la tarde [hora local], dos personas se pegaron” al cuadro y “una tercera lanzó una sustancia desconocida” sobre la obra, explicó. El lienzo no sufrió daños y será expuesto de nuevo lo antes posible, precisaron desde la institución a la agencia AFP. A su vez, el museo condenó “firmemente” el ataque y la policía de La Haya dijo en Twitter que había detenido a tres personas por “violencia pública contra bienes”.

La joven de la perla es uno de los motivos más conocidos del arte universal. Como se desconoce quién fue la modelo que inspiró a Vermeer, el retrato conserva cierto poder enigmático. Se trata de un cuadro pequeño, de 44 centímetros por 39, en el que se puede ver cómo la chica se gira hacia el espectador desde un fondo oscuro. Junto a una treintena de otras piezas cedidas por museos internacionales, se prepara para la mayor retrospectiva dedicada del artista holandés prevista para febrero próximo, en otro museo de los Países Bajos, el Rijksmuseum de Ámsterdam.

Fuente: La Nación