Asia Argento acusa de abuso sexual a Rob Cohen, director de Rápidos y furiosos

Asia Argento, la actriz italiana y figura del movimiento #MeToo, acusa de abuso sexual a Rob Cohen, el director estadounidense de las películas "Rápidos y furiosos", en una entrevista publicada este viernes por el Corriere della Sera.

df

La actriz y directora de 45 años fue una de las primeras en denunciar abusos sexuales en el mundo del cine, lo que ha contribuido a lanzar la campaña #MeToo. En 2017 declaró que el productor estadounidense Harvey Weinstein la violó en 1997, cuando ella tenía 21 años. Escándalo en Canadá: renuncia la gobernadora general por acusaciones de acoso laboral

En la entrevista con el diario italiano, denuncia una agresión sexual por parte de Cohen en 2002. «Es la primera vez que hablo de Cohen. Abusó de mí haciéndome beber GHB, tenía una botella», aseguró, refiriéndose a una droga utilizada por los violadores.

«En aquel entonces, yo no sabía muy bien qué era. Me desperté por la mañana desnuda en su cama», agregó, precisando que esta agresión se produjo en la época en la que ella actuaba en la película xXx dirigida por Cohen, junto con Vin Diesel y Samuel L. Jackson.

Asia Argento confirmó a la agencia AFP el contenido de esta entrevista. Un vocero de Rob Cohen negó las acusaciones. «El señor Cohen niega categóricamente la acusación completamente falsa de agresión sexual que formuló contra él Asia Argento», explicó en un comunicado.

«Cuando trabajaron juntos tenían una excelente relación laboral y Cohen la consideraba una amiga, por lo que esta acusación que data de 2002 es desconcertante, especialmente si se considera lo que se ha dicho de ella en los últimos años», añadió.Transformación total: Sol Pérez mostró fotos de cuando tenía 18 años

Asia Argento fue acusada en 2018 de agresión sexual por parte del actor estadounidense Jimmy Bennett por unos hechos ocurridos en un hotel de California cuando él tenía 17 años. Ella negó inicialmente haber mantenido una relación sexual con él, pero después se retractó, aunque negó la versión de los hechos de Bennett.

En respuesta a informaciones de prensa que aseguran que pagó al joven actor estadounidense 380.000 dólares, la actriz explicó que su pareja en aquel momento, el chef Anthony Bourdain, le había dado dinero para «responder con compasión a la petición de ayuda» económica que había hecho Bennett.

Las nuevas acusaciones de la actriz italiana figuran en un libro que se publicará el 26 de enero en Italia, «Anatomia di un cuore selvaggio» (Anatomía de un corazón salvaje).

Fuente: La Nación