Bob Dylan lanzó su primer tema en 8 años: es sobre el asesinato de JFK

ESCUCHÁ LA CANCIÓN. “Murder Most Foul” ("Asesinato más asqueroso") dura 17 minutos y es un largo y épico poema sobre lo que sucedió en noviembre de 1963.

dylan

Bob Dylan publicó su primera canción inédita en ocho años. Se trata de Murder most foul, un tema de 17 minutos sobre el asesinato el 22 de noviembre de 1963 del presidente de Estados Unidos, John Fitzgerald Kennedy.

«It was a dark day in Dallas, November ’63. A day that will live on in infamy. President Kennedy was a-ridin’ high. Good day to be livin’ and a good day to die. Being led to the slaughter like a sacrificial lamb. He said, ‘Wait a minute, boys, you know who I am?’ ‘Of course we do. We know who you are’. Then they blew off his head while he was still in the car, shot down like a dog in broad daylight»,  ( «Era un día oscuro en Dallas, noviembre del 63. Un día que vivirá en la infamia. El presidente Kennedy estaba muy drogado. Buen día para vivir y un buen día para morir. Ser llevado a la matanza como un cordero de sacrificio. Él dijo: ‘Esperen un momento, muchachos, ¿saben quién soy?’ «Por supuesto que sí. Sabemos quién eres». Luego le volaron la cabeza mientras él todavía estaba en el auto, derribado como un perro a plena luz del día«), canta Dylan.

La canción se ha lanzado oficialmente a través de las redes sociales del artista con un mensaje en primera persona: «Saludos a mis fans y seguidores con agradecimiento por todo vuestro apoyo y lealtad durante los años. Esta es una canción inédita que grabamos tiempo atrás que pueden encontrar interesante. Permanezcan a salvo, observen y que Dios los acompañe», escribió el también Premio Nobel de Literatura.

Murder most foul es un tema a lo ‘spoken word’ con Dylan recitando al piano y arropado por atmosféricos y cinematográficos arreglos de cuerda. En la letra hay numerosas referencias a figuras culturales de diversas décadas, sobre todo los sesenta y los setenta, como los Beatles, Charlie Parker, Patsy Cline, Woodstock, Stevie Nicks o los miembros de los Eagles Glenn Frey y Don Henley.

El último disco de estudio de Bob Dylan con canciones originales fue Tempestad en 2012. Desde entonces, ha publicado varios álbumes de versiones de estándares como Shadows in the Night (2015), Fallen Angels (2016) o Triplicate (2017), al tiempo que ha seguido lanzando compilaciones de viejas y raras grabaciones.

John Fitzgerald Kennedy. El presidente asesinado al que Bob Dylan le dedica una canción. Foto: AFP

John Fitzgerald Kennedy. El presidente asesinado al que Bob Dylan le dedica una canción. Foto: AFP.

«Murder most foul» es una larga excursión minimalista de piano, violín y ocasionales toques percusivos cuya estructura recurrente gira en círculos como en un loop. La idea pop de estrofa y estribillo deja lugar aquí a una narración informe donde las variaciones se registran con la sutileza de un sismógrafo: la canción, como la tierra, se mueve pero apenas lo podemos notar. Dylan comienza con un comentario de la historia, como si esta le fuera ajena a su propia época, un cuento venido de más lejos. «Era un día oscuro en Dallas, noviembre del 63, y ese día vivirá en la infamia, el presidente Kennedy estaba en lo alto, buen día para estar vivo y buen día para morir. Llevado a la carnicería como un cordero sacrificial. Él dijo ‘Un minuto muchachos, ¿Saben quién soy yo?’ ‘Por supuesto que lo sabemos’. Y entonces le volaron la cabeza cuando todavía estaba en el auto. Bajado como un perro a plena luz del día».

El nombre de la canción, «El asesinato más asqueroso», impreso en letras góticas sobre la foto de JFK, hace referencia a una película inglesa de 1964 filmada por George Pollock en base a una adaptación libre de la novela de Agatha Christie Mrs McGinty’s dead , editada por primera vez en los Estados Unidos en 1952. Fue la tercera interpretación de la actriz Margaret Rutherford de Miss Marple, uno de los personajes más notorios en la narrativa policial de Christie que la incluyó en trece de sus novelas. Pero Dylan no pretende ponerse aquí en el lugar de Miss Marple para ofrecer una tardía solución al caso (lo que la venerable anciana de Christie hacia para Scotland Yard) sino que usa su memoria como un drone que sobrevuela el tiempo que pasó desde el imborrable crimen político. Con la voz clara, lo oímos susurrar: «El lugar donde la fe, la esperanza y la caridad murieron. Dispárale mientras corre, chico. Dispárale mientras puedas. Mira si puedes dispararle al hombre invisible. Adiós Charlie, adiós Tio Sam. Francamente, señora Scarlett, me importa un carajo».

De a poco, las reflexiones sobre la testa acribillada de JFK se entremezclan con el universo pop. «Silencio, chicos. Ya entenderán. Los Beatles están viniendo, van a sostener tu mano. Deslízate por la baranda, ve a buscar tu abrigo. Ferry cruza el Mersey y va por la garganta. Hay tres vagabundos que vienen vestidos de harapos. Recoge las piezas y baja las banderas. Voy a Woodstock es la era de Acuario. Luego iré a Altamont y me sentaré cerca del escenario». Dylan utiliza en ese párrafo (es mas pertinente que decir estrofa) el título de la canción «I want to hold your hand» como texto y como una introducción a una vista panorámica de los 60, a partir de la llegada de Los Beatles a Estados Unidos en 1964 (una inyección de vida tras el asesinato), la ambiciosa promesa de establecer una «nación» en Woodstock y el posterior desastre de Altamont, el Ezeiza de los Stones.

El primero y el último, Dylan va recogiendo del suelo de la memoria pop frases sueltas que hace suyas en esta voz de crooner crepuscular, extendido más allá de todo lo previsto. Canta, dice, «Don’t let me be misunderstood» (The Animals); «Tommy can you hear me, I’m the acid queen» (The Who); «You got me Dizzy miss Lizzy» (Beatles); «What’s new pussycat» (Tom Jones); «What I’ve said» (Ray Charles). Luego como si fuera el último a la mesa de un bar metafísico pide (¿A una orquesta? ¿A un pianista? ¿La radio?) que toquen Oscar Peterson, Stan Getz, Art Pepper, Thelonius Monk, Charlie Parker, Buster Keaton, Nat King Cole, «El mercader de Venecia», «Another one bite the dust» (¡!) y una larga, interminable, lista. Pide que toquen para Don Henley y Glenn Frey (The Eagles); para Lindsey y Stevie (Fleetwood Mac) y para Marilyn Monroe y él.

La nueva canción de Dylan, a los casi 79 años, es texto puro. Es la cultura pop como texto y eso es lo que a la larga el Nobel terminó reconociendo más allá de su estatus de poeta. Una larga meditación que se va como llega, un intercambio trémulo de notas de piano y el ronroneo sordo del arco sobre las cuerdas de un violín. Con esa calidad de meditación suspendida, al fin, el Kennedy de Dylan se parece más a las serigrafías pop de Warhol sobre Jackie que a las indagaciones de Norman Mailer sobre Harry Lee Oswald. Lacónico Dylan lanzó un breve comunicado para anunciar «Murder most foul»: «Saludos a mis fanáticos y seguidores con gratitud por su lealtad y apoyo a lo largo de los años. Esta es una canción que grabamos hace un tiempo que podría interesarte. Mantente a salvo, mantente a atento y que Dios esté contigo. Bob Dylan».

Bob Dylan, en una mirada histórica sobre la decadencia norteamericana a partir del asesinato de J. F Kennedy

LETRA COMPLETA TRADUCIDA:

Primera parte:

Era un día oscuro en Dallas, noviembre del 63
un día que vivirá en la infamia.
El presidente Kennedy estaba drogado;
buen día para vivir y un buen día para morir.
Ser llevado a la matanza como un cordero sacrificado
Él dijo: «esperen un momento, muchachos, ¿saben quién soy?»
«¡por supuesto que sí, sabemos quién eres!»
luego le volaron la cabeza mientras aún estaba en el auto
derribado como un perro a plena luz del día.
Era una cuestión de tiempo y el momento era correcto
tienes deudas impagas, hemos venido a cobrar
te vamos a matar con odio, sin ningún respeto.
Nos burlaremos de ti y te sorprenderemos y te lo pondremos en la cara
ya tenemos a alguien aquí para ocupar tu lugar.
El día que volaron los cerebros del rey
miles estaban mirando, nadie vio nada
sucedió muy rápido, muy rápido, por sorpresa.
justo en frente de los ojos de todos
el mejor truco de magia bajo el sol
perfectamente ejecutado, hábilmente hecho
Wolfman, oh Wolfman, oh Wolfman aullido
rub-a-dub-dub, es un asesinato muy asqueroso

Segunda parte:

Silencio, hijitos, entenderán
Los Beatles están llegando, van a tomar tu mano
deslízate por la barandilla, ve a buscar tu abrigo
Ferry cruza el Mersey y ve por la garganta
hay tres vagabundos que vienen vestidos de harapos
recoge las piezas y baja las banderas
voy a Woodstock, es la era de Acuario
luego iré a Altamont y me sentaré cerca del escenario.
Saca la cabeza por la ventana, deja que pasen los buenos tiempos
hay una fiesta detrás del grassy knoll
apila los ladrillos, vierte el cemento.
No diga que Dallas no lo ama, señor presidente
pon tu pie en el tanque y luego pisa el acelerador
intenta llegar al paso subterráneo triple
cantante de cara negra, payaso de cara blanca
mejor no mostrar tus caras después de que se ponga el sol
arriba en el barrio rojo, tienen policías en el ritmo
viviendo en una pesadilla en la calle elm
cuando estés en Deep Ellum, pon tu dinero en tu zapato
no preguntes qué puede hacer tu país por ti
dinero en la boleta, dinero para quemar
Dealey Plaza, gire a la izquierda
voy a ir a la encrucijada, voy a marcar un paseo
el lugar donde la fe, la esperanza y la caridad murieron.
Dispárale mientras corre, chico, dispárale mientras puedas
mira si puedes dispararle al hombre invisible
¡adios Charlie! ¡adiós, Tío Sam!
francamente, señorita Scarlett, me importa un comino
¿cuál es la verdad y adónde fue?
pregúntale a Oswald y Ruby, deberían saber
«cierra la boca», dijo el viejo búho sabio
el negocio es el negocio, y es un asesinato muy asqueroso.

Tercera parte:

Tommy, ¿puedes oírme? soy la reina ácida
voy en una larga limusina negra de Lincoln
Ridin en el asiento trasero al lado de mi esposa
dirigiéndose directamente al más allá
me inclino hacia la izquierda, tengo la cabeza en su regazo
espera, he sido llevado a una especie de trampa
donde no pedimos cuarto, y no damos cuarto
estamos justo bajando la calle, desde la calle donde vives
mutilaron su cuerpo y le sacaron el cerebro.
¿Qué más podrían hacer? se amontonaron en el dolor
pero su alma no está allí donde se suponía que debía estar
durante los últimos cincuenta años han estado buscando eso
libertad, oh libertad, libertad sobre mí
odio decirle, señor, pero solo los hombres muertos son libres.
Envíame un poco de amor, luego no me digas mentira
lanza el arma en la cuneta y sigue caminando
despierta, pequeña Susie, vamos a conducir
cruce el río Trinity, mantengamos viva la esperanza
encienda la radio, no toque los diales
hospital de Parkland, solo seis millas más
me mareó, señorita Lizzy, me llenó de plomo
esa bala mágica tuya se me ha subido a la cabeza
solo soy un idiota como Patsy Cline
nunca dispare a nadie por delante o por detrás
tengo sangre en mis ojos, tengo sangre en mis oídos
nunca voy a llegar a la nueva frontera
la película de Zapruder que vi la noche anterior
lo he visto treinta y tres veces, tal vez más
es vil y engañoso, es cruel y es malo.
La cosa más fea que hayas visto
lo mataron una vez y lo mataron dos veces
lo mató como un sacrificio humano
el día que lo mataron, alguien me dijo: «hijo
la era del anticristo apenas ha comenzado «.
Air Force One entrando por la puerta
Johnson juró a las 2:38
avísame cuando decidas tirar la toalla
es lo que es, y es el asesinato más asqueroso.

¿Qué hay de nuevo, gatita? que dije
dije que el alma de una nación ha sido arrancada
y está comenzando a entrar en una lenta descomposición.
y que han pasado 36 horas del día del juicio

Wolfman Jack, hablando en lenguas.
Él sigue y sigue en la parte superior de sus pulmones
tocame una canción, sr. Wolfman Jack
Toca para mí en mi largo Cadillac
Toca conmigo que «sólo los buenos mueren jóvenes»
llévame al lugar donde colgaron a Tom Dooley
Toca St. James Infirmary and The Court of King James
si quieres recordar, mejor escribe los nombres
Toca a Etta James también. juega «prefiero quedar ciego»
Toca para el hombre con la mente telepática.
Toca a John Lee Hooker. juega «rasca mi espalda».
Toca para ese dueño del club de striptease llamado Jack
Guitar Slim baja lentamente
Toca por mí y por Marilyn Monroe

Toca «por favor, no dejes que me malinterpreten»
Toca para la primera dama, ella no se siente bien
pl2265/5000
ay Don Henley, toca Glenn Frey
llévalo al límite y déjalo pasar
Toca también para Carl Wilson
mirando muy, muy lejos por la avenida Gower
Toca tragedia, toca «twilight time»
llévame de vuelta a Tulsa a la escena del crimen.
Toca otro y «otro muerde el polvo»
Toca «the old rugged cross» y «in god we trust»
monta el caballo rosa por el largo y solitario camino
párate allí y espera a que su cabeza explote
Toca «mystery train» para Mr. Mystery
el hombre que cayó muerto como un árbol sin raíces
Toca para el reverendo; juega para el pastor
Toca para el perro que no tiene amo
Toca a Oscar Peterson. juega Stan Getz
Toca «blue sky»; jugar a dickey betts
Toca art pepper, Thelonious Monk
Charlie Parker y toda esa basura
toda esa basura y «all that jazz»
Toca algo para el hombre pájaro de alcatraz
Toca a Buster Keaton, juega a Harold Lloyd
Toca a Bugsy Siegel, juega a Pretty Boy Floyd
Toca los números, toca las probabilidades
Toca «cry me a river» para el señor de los dioses
Toca al número 9, juega al número 6
Toca para Lindsey y Stevie Nicks
Toca Nat King Cole, juega «nature boy»
Toca «down in the boondocks» para Terry Malloy
Toca «pasó una noche» y «una noche de pecado»
hay 12 millones de almas que están escuchando en
Toca «mercader de venecia», juega «comerciantes de la muerte»
Toca a «stella by starlight» para Lady Macbeth

No se preocupe, señor presidente. la ayuda está en camino
vienen tus hermanos; habrá un infierno para pagar
hermanos que hermanos ¿qué es esto del infierno?
diles: «estamos esperando. sigan viniendo». los conseguiremos también

Love Field es donde su avión aterrizó
pero nunca volvió a levantarse del suelo
fue un acto difícil de seguir, insuperable
lo mataron en el altar del sol naciente.
Toca «misty» para mí y «that old devil moon»
Toca «todo vale» y «Memphis en junio»
Toca «lonely at the top» y «lonely are the brave»
Toca para Houdini girando alrededor de su tumba
Toca a Jelly Roll Morton, juega a «Lucille»
Toca «deep in a dream» y juega «driving wheel»
Toca «moonlight sonata» en f-sharp
y «a key to the highway» para el rey en el arpa
Toca «marching through Georgia» y «dumbartons drums»
Toca oscuridad y la muerte vendrá cuando llegue
Toca «Ámame o déjame» del gran Bud Powell
Toca «el estandarte manchado de sangre», juega «asesinato más asqueroso»

Bob Dylan